El complejo industrial de Repsol en Tarragona consigue la máxima certificación para sus productos de automoción

B.Q.
26/02/2021

Repsol refuerza su compromiso con la industria automotriz para alcanzar un futuro sostenible y de alta seguridad.

Repsol ha certificado los complejos industriales en los que produce materiales para automoción de acuerdo con la norma IATF 16949: 2016, la más exigente en el ámbito internacional para sistemas de gestión de la calidad en el sector del automóvil. La IATF reúne estándares Internacionales de los fabricantes de automoción y sus respectivas asociaciones comerciales con el objetivo de unir las mejores prácticas en el diseño, desarrollo, fabricación y mantenimiento de productos destinados a la industria del automóvil y por este motivo, es uno de los requisitos indispensables que los fabricantes de automóviles requieren a sus suministradores. Repsol ha obtenido esta certificación para productos como el polipropileno y sus compuestos, el polietileno de alta densidad y los polioles.

Después de más de 30 años suministrando poliolefinas y polioles para el sector de la automoción, esta nueva certificación permite a Repsol un paso más en su compromiso con la excelencia y el liderazgo en este sector en Europa.

Repsol cuenta con una amplia gama de materiales avanzados y certificados, entre los que destacan su nueva gama de polipropileno de muy alta resistencia al impacto comercializados bajo la marca Repsol Impacto®, para la que Repsol realizó a mediados 2020, una inversión de 31,4 M € para la instalación de un nuevo reactor fase gas en el complejo industrial de Tarragona.

También destacan los materiales innovadores diseñados para tecnologías de formación de espuma, y ​​compuestos de fibra de vidrio con muy alta rigidez para piezas semiestructural que sustituyen elementos fabricados con materiales tradicionales más pesados, y una extensa gama de polioles que permiten cumplir con los más altos requerimientos y objetivos de sus clientes, tanto en el campo de la insonorización, con la llegada del vehículo eléctrico, como en los requerimientos del módulo asiento, con la reducción de peso, y el confort interior.